Guiso de Lentejas a la Hierbabuena | Cómo usar la olla a presión

Sí, las lentejas al pimentón son riquísimas. Sin duda un plato central de la gastronomía española. Aún así quiero traerte una versión diferente, para que tengas más variedad y pruebes sabores nuevos. Una amiga me inspiro a probar especias típicas de Marruecos. Así ha salido este guiso de lentejas con hierbabuena y un toque de jengibre en polvo.


Ingredientes

  • Lentejas secas, te recomiendo parida o castellana
  • Aceite de oliva
  • Caldo de verduras (o puedes apañar con agua, levadura de cerveza y unas hojas de laurel)
  • Sal
  • Comino
  • Hierbabuena seca y fresca
  • Jengibre en polvo
  • Tus verduras favoritas, yo usé cebolla, nabo, zanahoria, calabacín y pimiento.
No pongo cantidades porque siempre lo hago a ojo. Pongo la verdura que esté más pasada y tanta como me quede en la nevera.

Preparación

Pon las lentejas a remojo la noche anterior.


En el fondo de la olla sofreir la cebolla con las especias.


Añadir las verduras picadas, un poco más de aceite y la sal. Yo según el olor añado un poco más de jengibre y de hierbabuena seca.


Escurrir las lentejas (ese agua es genial para regar) y añadir. Antes de añadir el caldo le doy unas vueltas para que se impregnen de las verduras.


Añadir el caldo. Si te gustan espesas (como a mi), añade el caldo cubriendo justo. Recuerda que siempre podemos añadir, pero no quitar. Si no tienes caldo se apaña muy bien añadiendo agua, una cucharada o dos de levadura de cerveza y unas hojas de laurel. Es como añadir una pastilla de caldo instantáneo sin la parte negativa.


Cómo se usa la olla a presión. Veo que intimida un poco. Es una pena porque facilita mucho la vida. Puedes hacer tandas muy grandes en media hora y además ahorras energía. En mi vida es una gran aliada para el residuo cero y la vida sana

Simplemente hay que:
  1. Cerrarla bien. 
  2. Poner el nivel de presión más alto. 
  3. Encender el fuego medio alto. 
  4. Cuando suena el silbido y el pitorro está alto (lo amarillo en este caso) apago el fuego. 
  5. Se espera a que la olla vaya perdiendo presión.
  6. El pitorro baja y el seguro ya te deja abrirla. 
Y ya está listo. Así de fácil. Sino pues en una olla de las de siempre, tapada para perder menos energía y fijándote si está ya a tu gusto.


Abre y mira si te gusta así de espeso. Sino añade más caldo. Importante, si vas a guardar el guiso en la nevera no añadir más especias ahora.  Las especias hay que cocinarlas para que no crezcan bacterias durante el tiempo que están en la nevera. Si quieres añadir más sabor o bien las pones en el plato al servir, o las añades a la olla y cocinas un rato más. La seguridad alimentaria es muy importante



Así de fácil tienes una comida súper nutritiva y sostenible. Si me sigues en instagram (@barbarapgs) habrás visto que le he cogido  mucho gusto a tener macetas de aromáticas. No me podía resistir a poner un poco de hierbabuena fresca.

Espero que te guste la receta. A mi me ayuda a tener comida saludable, barata y sostenible a mano cuando no tengo demasiado tiempo. Aun así, si alguna vez se te olvida preparar de antemano y tienes 5 minutos para hacer la comida, entonces nada como unos garbanzos al pimentón.

Cuéntame en comentarios qué tipos de recetas necesitas para hacerte la vida un poco más fácil. Ya sabes que mi objetivo es ayudarte a aceptar un estilo de vida sostenible.

Gracias por leerme y seguir actuando por un mejor futuro.
Un saludo,
Barby

2 comentarios